Árbitros uruguayos paran su actividad y se suspende la etapa del Clausura

Leonardo Carreño

Leonardo Carreño

La Asociación Uruguaya de Árbitros de Fútbol (AUDAF) resolvieron suspender el fútbol de este fin de semana en las principales categorías del país vecino debido a un robo que sufrió su presidente, Marcelo De León.

Con esta decisión de los árbitros, la fecha que definiría el campeón del Clausura en el que Nacional, Peñarol y Progreso van cabeza a cabeza, se posterga de forma indefinida.

La decisión de los árbitros responde a hechos de violencia y amenazas de los que fue objeto su presidente, Marcelo de León.

La víctima de hurto había sido amenazada de muerte por medio de las redes sociales el 22 de noviembre, aparentemente también por hinchas del eterno rival de Peñarol.

Los invasores, siempre según Canal 10, dejaron escrito en la pared "Bol50", que alude a "Bolso", el nombre con el que popularmente se conoce a Nacional, líder del certamen y del Campeonato Uruguayo, enfrentado a la gremial por fallos que lo perjudicaron durante el torneo. "Esto de las amenazas me cayó muy mal a mí y a mi familia, pero el abogado de la gremial me pidió que no hablara demasiado en estas circunstancias", explicó De León sobre ese hecho al diario Referí.

Ante esa situación, la AUDAF resolvió en la noche del viernes "paralizar las actividades en todas sus categorías y disciplinas", entendiendo que se trataba de "hechos de violencia" con "claras muestras de relacionamiento hacia su función arbitral" y con "una intención deliberada de menoscabarla, pretendiendo condicionarla a presiones externas".

"Asimismo informamos que esta comisión directiva ha decidido mantenerse en sesión permanente y convocar a una asamblea extraordinaria de socios con carácter urgente para el próximo martes 3 de diciembre del corriente año.la paralización de las actividades referida continuará hasta el día de la asamblea mencionada, sin perjuicio de la resolución que allí se adopte".