Rodrigo De La Serna contó detalles de su separación con Érica Rivas

A veinte años de su ruptura el actor contó detalles

A veinte años de su ruptura el actor contó detalles

Cuando Rodrigo de la Serna tenía 33 años, tras meditarlo durante mucho tiempo, se separó de Érica Rivas, la mamá de hija.

"No me gusta hablar mucho de mi vida privada".

"Es bueno estar solo por momentos, uno aprende cosas de sí mismo", sostuvo De la Serna, quien se sinceró: "Yo siempre me encargué de que mi vida estuviese rodeada de gente, de ruido, de bullicio, de alegría, de quilombo a veces también. pero claro que me sentí muy solo en algún momento de mi vida". "Quiero rescatar la soledad, es bueno estar solo por momentos".

"Fue cuando me separé de Érica".

Poco supimos de su relación con Érica Rivas, con quien estuvo casado once años y tuvieron una hija. "Una familia preciosa. Pero cuando la decisión ya estaba tomada, me obligué a mí mismo a irme". Actualmente, Rodrigo está en pareja conLudmila Romero con quien tuvo a su Olivia (9 meses) y ahora están esperando a su segunda hija. Una de las situaciones más difíciles en soledad, fue cuando se separó y dada la circunstancia se “obligó” a mudarse a una casa ubicada en el medio de un pantano a las afueras de Escobar, cerca del Río Paraná. Una soledad. Buenísima, pero en primavera. "Y era invierno. Un hogar prendido con leña, un poncho.", detalló el actor.

Hacia el final, reconoció que a pesar de haber sido un duro momento, aprendió muchísimo.

Ante la mirada atenta de los presentes, admitió que la experiencia, finalmente, fue buena: "Me hice cargo de muchas cosas, reflexioné mucho sobre mi vida, gané perspectiva". Rescato ese tiempo, aunque fue doloroso, fue duro; durísimo. "Igual, fue genial", finalizó el actor.