Madre de la "enana sociópata" reveló porque la abandonó

Anna Volodymyrivna Gava identificó a su hija tras conocerse su caso internacionalmente. | Daily Mail

Anna Volodymyrivna Gava identificó a su hija tras conocerse su caso internacionalmente. | Daily Mail

Además, reveló por qué la abandonó.

El último gran misterio que rodea a Natalia Grace, la nena con enanismo abandonada por sus padres adoptivos, fue revelado por su madre biológica.

Ahora que los padrastros enfrentan a la Justicia de Estados Unidos (EEUU), por los cargos de abandono de una menor y negligencia, apareció la voz de la madre biológica.

A esto se suma la aparición de la mamá de Natalia, una mujer de 40 años quien dice que la "niña" es su hija y que tiene 16 años. "Me aconsejaron que la dejara y que no arruinara mi vida y me aseguraron que el bebé nunca podría moverse y pasaría la vida atada a una silla o una cama", señala.

Gava respondió a esa pregunta sin dudarlo: apenas 16 años. "Espero que cuando cumplas 18 años venga a Ucrania y me encuentre, me gustaría abrazarla y disculparme". "Pensé que todo estaba bien con ella y resultó que no todo estaba bien", sentenció. Los padres, según las autoridades, habrían modificado la edad de Natalia de 10 a 22 años en sus documentos oficiales para mudarse a Canadá en 2013 con sus otros hijos y dejarla en Indiana (EEUU) sin ningún recurso económico.

Según consignó crónica.com.ar, los Barnett intentaron comprobar la edad real de Natalia en varias ocasiones con distintos informes médicos, ya que consideraron que eran víctimas de "un fraude" en la adopción.

Kristine y Michael Barnett adoptaron en 2010 a la pequeña nacida en Ucrania pero cuando la empezaron a conocer sintieron que ella era una asesina encubierta y que incluso no tenía 6 años sino más de 15 años.

La historia de Natalia Grace, una niña que fue adoptada en Ucrania por una familia que la abandonó tras asegurar que era una mujer de 22 años que quería matarlos, ha generado diversas opiniones sobre la verdadera edad de Natalia.

Tras cuatro años de la adopción la pareja decidió dejar a Natalia en Indiana, mientras ellos se iban a Canadá, con sus hijos biológicos. El caso es muy similar a la historia de ficción del film La Huérfana, donde una pareja adopta a una nena que les parece adorable pero luego descubren que en realidad tiene 33 años y es una sociópata adulta que se hace pasar por niña debido a que es enana.

También en la ficción.