Leclerc dominó en Monza

Charles Leclerc

Charles Leclerc

Adelante, poco había para hacer.

Esa maniobra le costó una amonestación al piloto de Ferrari cuando le mostraron la bandera blanca y negra como advertencia.

Posteriormente el monegasco no respetó los límites de la pista, pero la incidencia fue desestimada por los comisarios. La carrera consagró al joven Leclerc como el líder de la escudería italiana. El desgaste de los neumáticos llegó a complicar de tal manera al inglés, que se fue de pista, propiciando que su coequipier Valtteri Bottas lo superara, ubicándose el finlandés como escolta, mientras que el británico quedaba en la tercera posición.

Hamilton presionó a Leclerc, especialmente después de ingresar a los pits al final de la 19na vuelta y regresar a la pista con neumáticos medianos.

Cada lunes de resaca del GP de Italia en Monza, durante los últimos ocho años, Flavio Briatore recordaba a través de sus redes sociales, o en los medios de comunicación, que Ferrari no ganaba en el Autódromo desde el triunfo de Alonso en 2010.

Así lo dijo en declaraciones a en declaraciones a 'Ziggo Sport', admitiendo que podría ser perfectamente compañero de Leclerc y negando la posibilidad de que ambos tuvieran un conflicto tan grande como el de Hamilton y Rosberg en 2016. Alex Albon llevó a su Red Bull hasta la sexta posición.

Esa clasificación sigue liderada por Hamilton con 284, seguido por Bottas (221) y Verstappen (185), que hoy fue octavo. La lucha por la victoria se quedó en tres pilotos. De ahí para adelante Vettel no pudo volver a encontrar el ritmo en su SF90 y finalizó 13ro fuera de los puntos.

El director del equipo Mercedes, Toto Wolff, fue aún más crítico.

En territorio italiano completamos el segundo tercio de la temporada y Ferrari lo cerró con una nota alta. En una jornada complicada para McLaren y Toro Rosso, Renault sacó provecho y con los 22 puntos que sumaron en Monza se vuelven a meter en la pelea por ser los 'mejores del resto'.