Alberto Fernández: "El dólar a 60 pesos es razonable"

"No me animaría a decirle a un presidente lo que tiene que hacer"

Así lo afirmó esta mañana en diálogo con radio Mitre, en las que aseveró que no está "especulando de ningún modo" con la suba del dólar, ya que "cada vez que la moneda se devalúa hay miles de argentinos que se empobrecen".

Luego de alcanzar el miércoles los 62,18 pesos por unidad, el dólar minorista cerró a 59,72, de acuerdo con el promedio diario elaborado por el Banco Central.

En la conversación, los dos principales protagonistas de la elección del 27 de octubre acordaron mantener un canal de diálogo abierto, aunque sin encuentros personales.

“El dólar está en un valor razonable, no tendríamos que dejar que se escape más y tendríamos que logar que las reservas se preserven”, manifestó Alberto y argumentó “El último informe del FMI, que data de hace 20 días, calcula que hacia diciembre podían quedar reservas netas reales en orden de los 11 mil millones de dólares.

"Si es necesaria una reunión con Macri va a existir, pero no se qué le agrega que yo me reúna con el Presidente, yo no soy nada más que un candidato", dijo al respecto, y agregó: "Entiendo que las circunstancias me hayan puesto en este lugar pero el Presidente se llama Mauricio Macri ytenemos que lograr que él tenga plenos poderes hasta el 10 de diciembreporque todo lo demás confunde".

El presidente recalcó la actitud colaborativa que mostró Fernández, quien tras la amplia victoria cosechada en las elecciones primarias del pasado domingo se ha convertido en el principal favorito en la carrera presidencial.

"Eso a mí me alarmó mucho y en este proceso (de caída de los mercados domésticos) podría significar un deterioro mayor", dijo el candidato opositor en las declaraciones radiales. "Pero el Presidente tiene que ocuparse de gobernar", dijo.

"Hemos dado un paso y el presidente tiene que tomar las medidas que debe", dijo a los medios y añadió que, pese al intento por evitar que la economía siga en debacle, los anuncios de Macri llegan en un contexto que puede ser de riesgo.

En este escenario de depresión económica, el domingo pasado, la fórmula presidencial de Alberto Fernández, opositor de centroizquierda, con la expresidenta Cristina Fernández de Kirchner, obtuvo una amplia diferencia sobre el actual mandatario Mauricio Macri, de corte neoliberal y otrora empresario y presidente del Boca Juniors. "La situación es tan delicada que le pido al Presidente que prevalezca el Presidente, se lo pido por favor, porque sino podemos complicar todo muchos más", advirtió". "Una de las cosas con las que tenemos que terminar es el tema de la grieta".

“Todos queremos que la situación se tranquilice, que los mercados se calmen, la especulación desaparezca y podamos poner en orden la economía”, ponderó. No quiero restablecer un sistema del pasado”. "He sido crítico de la gestión de Maduro y desde entonces estoy preocupado y ocupado de ese problema", señaló". En 130 años de Argentina hubo sólo 5 años donde hubo superávit fiscal y comercial: fueron los 5 años que fui jefe de Gabinete.