Chevrolet Corvette Stingray 2020: a la octava va la vencida

Chevrolet Corvette Stingray 2020: a la octava va la vencida

Chevrolet Corvette Stingray 2020: a la octava va la vencida

El primer Chevrolet Corvette Stingray con motor central equipa un parabrisas de lujo, faldones laterales aerodinámicos y una carrocería esculpida que canaliza el aire por dos tomas laterales. Sobre la misma se puede ver una pequeña cámara, inmediatamente después del seductor doble techo de burbuja.

No menos interesante es la cubierta de vidrio para el nuevo motor V8, que cuenta en sus extremos con entradas de ventilación.

En la zaga destacan los pilotos traseros de formas angulares, su discreto alerón y un paragolpes con difuso, que integra las cuatro salidas de escape.

El tradicional vehículo con motor frontal alcanzó sus propios límites de desempeño, requiriendo un nuevo diseño”, dijo Mark Reuss, Presidente de GM. Está unido por un nuevo baúl frontal que es lo suficientemente grande como para contener un "equipaje de mano de cabina y una bolsa para el ordenador portátil".

Aumenta la altura del recorrido frontal en 40 mm en solo 2.8 segundos a velocidades de hasta 39 km/hora. El sistema va conectado al GPS para activarse automáticamente cuando sea necesario.

Además, el nuevo diseño de motor central le da al Corvette un interior completamente nuevo con un par de pantallas digitales para el conjunto de instrumentos y el sistema de información y entretenimiento. Entre ellos se encuentra algo llamado modo Z que ofrece una personalización completa de todas las configuraciones. El modelo incluye tecnología de reconocimiento de voz y un cargador de teléfono inteligente inalámbrico.

Seis temas de color interior: negro azabache, gris frío cielo, rojo adrenalina, natural / natural sumergido, azul de dos tonos y rojo morello. Por último, los asientos Competition Sport tienen cuero Napa, refuerzos agresivos y un "textil de rendimiento duradero inspirado en los chalecos Kevlar".

Desafortunadamente, el Corvette C8 2020 pierde la opción de transmisión manual. El nuevo motor de 8 cilindros desarrolla 502 CV de potencia y un par máximo de 637 Nm, que solo puede combinarse con una caja de cambios automática Tremec de doble embrague y ocho velocidades.

No sólo se trata de que su aspecto luzca totalmente diferente, sino que la reubicación del motor en una posición central, es decir, ubicado detrás del conductor y el copiloto, deberá traducirse en un manejo más ágil al tiempo que el desempeño del vehículo mejorará, para esto equipa una versión actualizada de motor V8 de 6.2 litros, naturalmente aspirado con una potencia que equivalen a 495 caballos de fuerza a 6,450 rpm con 470 libras de torque, todo esto nos termina dando una aceleración de 0 a 100 km/h en menos de 3 segundos.

Otros elementos de equipamiento interesantes son los detalles en fibra de carbono y aluminio, el cargador por inducción para smartphone, un sistema de audio Bose con diez altavoces de serie, calefacción para el volante, asientos deportivos con ajustes eléctricos y memoria o un mejorado sistema de registro de datos en circuito, entre otros.