Davis apunta al anillo en su presentación con los Lakers

Sin relevo en los Lakers: LeBron seguirá luciendo el '23' por motivos comerciales

Sin relevo en los Lakers: LeBron seguirá luciendo el '23' por motivos comerciales

"Pongo a nuestra plantilla al mismo nivel que la de cualquier otro (equipo)".

Sin embargo, el mánager general del equipo, Rob Pelinka, explicó que la adquisición de Davis es un "giro histórico" para la franquicia.

Con el fin de quitarle importancia al asunto, uno de los nuevos refuerzos de los Lakers, Jared Dudley, ha bromeado al respecto.

La incorporación de Davis, exnúmero 1 en el sorteo universitario y seis veces All-Star, traspasado por los Pelicans de Nueva Orleans, es el paso decisivo que necesitaban para alcanzar ese objetivo.

La idea inicial es que el jugador de Akron, tras ceder su dorsal actual, eligiera el número '6' que llevó durante las cuatro temporadas en las que jugó con los Miami Heat.

"Obviamente, fue difícil para mí abandonar una ciudad en la que he estado jugando durante siete años, pero creo que fue lo mejor para mí en todos los aspectos", reiteró Davis.

"No hay un jugador de básquetbol más completo" que Davis, dijo ante los medios.

El cambio de camiseta planeado para la temporada 2019-20 se pospuso debido a posibles problemas de producción y financieros con el fabricante Nike, según comentó una fuente a Dave McMenamin de ESPN, confirmando un informe de Yahoo Sports.

Los aficionados que compraron la camiseta con el 23 de James, que uso durante sus estancias con los Cavaliers de Cleveland y la pasada temporada con los Lakers, no tendrán que hacer un gasto extra, por ahora.

Tras este cambio de guión Davis no tardó en poner en redes sociales el número que ha elegido para su primer curso como jugador de los Lakers.

"No hay nada que no pueda hacer: puede tirar, hacer jugadas, defender las cinco posiciones, proteger el aro, manejar el balón (.) La dedicación a su juego no tiene igual", agregó convencido Pelinka.

James era consciente que formaba parte de una jornada que será trascendental para tanto para su legado personal como para el futuro de la segunda dinastía de la NBA, dado que él fue quien al final dio la luz verde a la llegada de Davis a los Lakers.