Hacienda le mete un gol a Gerard Piqué

Piqué deberá pagar 2,1 millones por fraude fiscal

Piqué deberá pagar 2,1 millones por fraude fiscal

La noticia saltaba a primera hora de este miércoles cuando la Audiencia Nacional desestimaba el recurso que el futbolista había presentado tras el fallo del Tribunal Económico Administrativo Central (TEAC), que le obligaba a pagar 2,1 millones de euros en multas e impuestos atrasados de 2008, 2009 y 2010 tal y como informa 'El Confidencial'.

La sentencia, fechada el 13 de mayo, desestima así el recurso que había interpuesto Piqué contra esa resolución previa que le ordenaba regularizar el IRPF de esos tres ejercicios a partir de cuatro negocios concretos por importe de 1.457.855,61 euros, procedimiento del que derivó una sanción económica de 678.012,59 euros más en junio de 2013.

Al jugador del Barcelona le rechazaron un recurso presentado.

Piqué tributó un 30% en lugar de un 45%. La inspección entendió que, dado que se ha producido una simulación la cesión de los derechos de imagen y que el titular sigue siendo Piqué, "ha de ser éste quien soporte las comisiones facturadas por IMG a Kerad Project". El jugador argumentó, en primer lugar, que los había vendido a esa mercantil con la que tenía vinculación por "un precio totalmente irrisorio y fuera de la realidad", 3.000 euros, cuyo pago ni siquiera se había acreditado.

"La Sala asume la decisión del Tribunal Superior de Justicia como propia, con la consecuencia de desestimar la impugnación de esta parte de la regularización y considerar que los rendimientos derivados de la explotación de tales derechos de imagen constituyen rendimientos del capital mobiliario imputables al demandante", dice la Sección Cuarta. El acuerdo de cesión, firmado en 2006, recogía que el jugador cedía a Kerad Project 2006 (representada por el padre del jugador) la explotación de sus derechos de imagen hasta el año 2025.

Asimismo, las comisiones que Kerad Project paga a la entidad Internacional Managemnet Group (IMG), representante del jugador de futbol, deben considerarse gastos pagados por Kerad Project por cuenta de su socio y calificarse como rendimientos de capital mobiliario (retribución en especie derivada de su calidad de socio).

El futbolista del FC Barcelona Gerard Piqué deberá pagar a Hacienda en España 2,1 millones de euros -2,3 millones de dólares- tras perder su recurso contra la Agencia Tributaria por evasión fiscal.