Tillerson es "más tonto que un burro", responde Trump a acusaciones

"Tonto como una piedra" y "perezoso como nadie": Trump carga contra Tillerson en Twitter

El magnate neoyorquino ha contestado así a Tillerson, que en un acto para recaudar fondos para el Centro Anderson de Houston, celebrado el jueves por la noche, definió a Trump como un presidente "indisciplinado". "Era tonto como una roca y no pude deshacerme de él lo suficientemente rápido".

Rex Tillerson, exdirector general del gigante petrolero ExxonMobil, no tenía ninguna experiencia política ni conocía a Trump cuando su nombre fue propuesto por los responsables del partido republicano para dirigir la diplomacia estadounidense. "Mike Pompeo está realizando un gran trabajo, estoy muy orgulloso de él".

Trump señaló que él decidió por su cuenta el aceptar la invitación del líder norcoreano, sin consultar con Tillerson. "Era un holgazán. ¡Ahora la situación es completamente distinta y hay un gran espíritu en (el Departamento de) Estado!".

Agregó que "hacía falta que yo le dijera: "'Señor presidente, entiendo lo que usted quiere hacer, pero no puede hacerlo de esa manera, va contra una ley, viola un tratado".

Como si tuviera el objetivo de molestar, el exfuncionario afirmó que en varias ocasiones el presidente le pedía hacer cosas que violaban la ley, y era el propio Tillerson el que tenía que comentarle que no podía llevarlo a cabo porque estaba fuera de la ley.

También ha contado que intentó que Trump redujera el uso de Twitter para hacer anuncios o dar opiniones. "Actúa según sus instintos, en muchos sentidos eso se parece a ser impulsivo", añadió, "pero no intenta actuar por impulsos, creo que él realmente intenta actuar según sus instintos".

Tillerson ha aclarado que, a pesar de la dureza de sus palabras, que han sido recogidas este viernes por la prensa estadounidense, no pretende atacar a Trump, sino expresar algo que le preocupa como ciudadano.