Subastaron una silla de ruedas de Stephen Hawking

La silla que por años acompañó a Stephen Hawking superó la expectativa de venta

La silla que por años acompañó a Stephen Hawking superó la expectativa de venta

Una copia de la tesis doctoral del difunto astrofísico británico Stephen Hawking firmada con una escritura temblorosa fue la estrella de una subasta de sus objetos personales en Londres que sumó casi 1,4 millones de libras (1,8 millones de dólares o el equivalente a cinco mil setecientos millones de pesos ).

Estos objetos ilustran la genialidad y determinación de Stephen Hawking, fallecido el 14 de marzo a los 76 años, después de haber dedicado su vida a intentar desentrañar los secretos del universo.

La tesis, que Hawking escribió cuando tenía 24 años, provocó que el sitio de internet de la Universidad de Cambridge colapsara cuando fue publicado a través de la red en 2017.

La silla motorizada, utilizada por Hawking cuando quedó paralizado por una enfermedad de la neurona motora, recaudó 296 mil 750 libras en una subasta en línea.

Las medallas y los premios recaudaron u$s 387.750, muy por encima del estimado de u$s 19,600, mientras que la silla de ruedas roja se vendió por u$s 392.000. Las cantidades obtenidas irán destinadas a causas benéficas de la fundación que lleva el nombre del físico, y para una asociación que investiga en la enfermedad degenerativa de la motoneurona, de la que estuvo aquejado Hawking.

Un guión de sus apariciones en el programa animado de televisión se vendió por 6.250 libras en la subasta de 22 artículos de Hawking, mientras que una colección de sus medallas y premios recaudó 296.750 libras.

Los importes por los que se han vendido las pertenencias de Hawking han superado con creces las previsiones.

En Cambridge, donde trabajaba en el colegio Gonville & Caius, el investigador ocupaba la prestigiosa cátedra de matemática Lucasiana -fundada en 1663 por Henry Lucas, miembro del Parlamento inglés-, de la que también fue titular Isaac Newton. Y una de las primeras ediciones de su célebre libro "Una breve historia del tiempo", marcada con una huella de su pulgar, partió por 68.750 libras.