Trump amenaza con investigar a los demócratas

Republicanos mantienen mayoría en el Senado de Estados Unidos

Republicanos mantienen mayoría en el Senado de Estados Unidos

Luego de proclamar una "gran victoria" en las elecciones intermedias, el presidente estadounidense, Donald Trump, amenazó a los demócratas con investigarlos desde el Senado si deciden indagarlo en la Cámara de Representantes, donde alcanzaron la mayoría, tras ocho años bajo control republicano.

Trump se sintió alentado por victorias que ampliaron la mayoría republicana en el Senado de Estados Unidos y añadió que estaba dispuesto a trabajar con los demócratas en temas prioritarios, pero que cualquier investigación a su gobierno perjudicaría las perspectivas del bipartidismo.

Como mayoría en la Cámara Baja a partir de enero próximo, los demócratas tendrán control de la agenda, el calendario político y las presidencias de los comités en ese órgano legislativo, lo que aumenta las expectativas de que puedan lanzar investigaciones sobre asuntos como los escándalos de la Administración Trump; su política migratoria; la presunta colusión de la campaña presidencial de Trump con Rusia en 2016 y las finanzas de las empresas Trump.

"Sin importar el resultado. creemos que los dos gobiernos, los dos pueblos, quieren mantener buenas relaciones bilaterales porque creemos que es en el mejor interés de la comunidad internacional", dijo Hua.

"Y eso probablemente será mejor para mí políticamente".

La única esperanza de Trump de pasar leyes es trabajar codo a codo con los demócratas, lo cual puede ser una gran carga para un hombre que ha pasado los últimos meses despreciando a sus oponentes políticos con palabras bastante agresivas. El primer enfado de Trump ocurrió cuando el periodista Jim Acosta, de la cadena CNN, rebatió la caracterización del presidente de la caravana de migrantes que avanza por México hacia Estados Unidos como una "invasión" inminente.

Los republicanos candidatos al Senado federal Mike Braun (Indiana) y Marsha Blackburn (Tenesí) ganaron esta noche sus contiendas, reduciendo las posibilidades de los demócratas obtener la mayoría.

Evento con simpatizantes de Mikie Sherrill durante las elecciones legislativas.

Los demócratas quitan cuatro gobernaciones.

Algunos estados de tendencia demócrata que se rindieron ante Trump hace dos años - Michigan, Wisconsin y Pennsylvania- volvieron a dar un giro a la izquierda antier, eligiendo a demócratas como gobernadores y para escaños clave en el Senado.

Primeras indígenas del Congreso. Según una encuesta publicada en agosto, casi las tres cuartas partes de los encuestados pidieron a los demócratas otro líder para la Cámara baja.

Trump mencionó en tono burlesco a varios aspirantes conservadores que perdieron las elecciones y atribuyó esas derrotas de su partido a que los candidatos no se ligaron lo suficientemente a él.

Los votantes también confiaron en las hispanas Verónica Escobar y Sylvia García.

En Florida, la demócrata Donna Shalala se hizo con el escaño del distrito 27º, que conservaba desde 1989 la republicana Ileana Ros-Lehtinen, veterana cubano-estadounidense que se retiró este año, mientras que la también progresista Debbie Mucarsel-Powell venció al congresista conservador Carlos Curbelo por el distrito 26º.

"Es la magia de Trump", indicó Stein.