Urge limitar el calentamiento global a 1,5ºC

"Cuestión de vida o muerte: Científicos avisan que el tiempo para evitar el caos climático se acaba

Esta importante advertencia está recogida en el documento elaborado por los expertos del Grupo Intergubernamental sobre Cambio Climático (IPCC, por sus siglas en inglés) de Naciones Unidas, aprobado el pasado sábado en Incheon (Corea del Sur).

La ONU consideró la etapa venidera "fundamental" y llamó a la comunidad internacional a cumplir con los objetivos del Acuerdo de París en cuanto a emisiones para 2020, así como a crear calendarios de implementación para hacer operativo ese tratado.

La Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (CMNUCC) encargó entonces al IPCC la elaboración de un informe especial sobre las maneras científicas de alcanzar la meta.

Superar el límite de 1,5 grados depararía un mayor incremento del calor extremo, las lluvias torrenciales y la probabilidad de sequías, algo que tendrá un efecto directo sobre la producción de alimentos, sobre todo en zonas sensibles como el Mediterráneo o Latinoamérica. O que haya un verano sin hielo en el océano Ártico una vez cada 100 años frente a "al menos uno cada década" con dos grados.

Un reciente informe de la ONU demuestra la importancia de limitar el calentamiento global en 1,5°C en lugar de 2°C, para evitar impactos catastróficos en la vida de las personas y el medioambiente.

"Cada pequeño episodio de calentamiento adicional importa, sobre todo porque superar los 1.5 grados aumenta el riesgo de cambios profundos o incluso irreversibles, como la pérdida de algunos ecosistemas", dijo Hans-Otto Pörtner, copresidente de esta reunión del IPCC.

Indicó que la limitación del calentamiento global también daría más margen a las personas y los ecosistemas para adaptarse y permanecer por debajo de unos umbrales de riesgo pertinentes.

El cumplimiento del límite de 1,5 grados requiere un cambio "rápido, de gran alcance y sin precedentes" en el uso de la tierra y la energía, la industria, los edificios, el transporte y las ciudades, dijo, agregando que las temperaturas serían 1,5 grados más altas entre 2030 y 2052 al ritmo actual.

La única forma de evitar que esto ocurra es reducir las emisiones globales de dióxido de carbono en un 45%, y que estas se conviertan en cero emisiones en el año 2050, para que el calentamiento no supere el aumento de 1,5 grados centígrados. Dentro de las leyes de la física y la química, sí, según Jim Skea, otro miembro del Panel.

Además, aclaran que si permite que la temperatura global supere o "sobrepase" 1.5 grados centígrados sería necesario depender en mayor medida de técnicas que absorbieran CO2 de la atmósfera, pero estas no están probadas a gran escala. Las emisiones del país representan el 0.05% de las emisiones totales del planeta, lo cual significa que matemáticamente, el Comité de Lucha contra el Cambio Climático debe enfrentarse a un contrincante 1999 veces más poderoso. "Los próximos años son probablemente los más importantes de nuestra historia", afirmó Debra Roberts, copresidenta del grupo de trabajo II del IPCC. Panmao, copresidente del Grupo de Trabajo del IPCC.

Su misión consiste en evaluar la información científica disponible sobre el cambio climático, estimar sus impactos ambientales y socioeconómicos y trazar estrategias para dar respuestas adecuadas a este fenómeno. Adaptación al cambio climático es formular y ejecutar un Plan de inversión pública en almacenamiento y distribución de agua, optimizado respecto a la vulnerabilidad territorial a las sequías y las inundaciones, y tomando en cuenta los Objetivos de Desarrollo Sostenible en materia de agua y saneamiento ambiental.

Por tanto, tan solo lograr que la temperatura global no aumente esas 0,5 décimas de grados centígrados ya supondría un gran cambio para el desastre natural que estamos causando a causa de la contaminación del planeta.