Ministra española asegura que el diésel tiene los días contados

Teresa Ribera ministra de Transición Energética Europa Press

Teresa Ribera ministra de Transición Energética Europa Press

La ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, ha manifestado este miércoles en el Congreso que "el diésel tiene los días contados" y que su impacto en la calidad del aire es lo suficientemente importante como para ir pensando en un proceso de salida, una afirmación que no se puede lanzar a la ligera metiendo en el mismo saco a los coches previos a la normativa de emisión Euro6 y a los posteriores, pues estos últimos son tan limpios como cualquier gasolina, incluso más si hablamos de emisiones de CO2.

Ribera ha dicho que en lo que se refiere al autoconsumo se revisarán las medidas que impiden su desarrollo para poder evolucionar a un modelo energético descentralizado. Su objetivo fundamental será la lucha contra el cambio climático, el uso racional y solidario de nuestros recursos, la apuesta por una transición energética y la generación de empleo. Esto implica una reducción de nuestras emisiones en un 20% en 2030 y de un 90% en 2050 respecto a los niveles existentes en 1990.

Estas han sido las principales medidas citadas por Ribera para una ley que deberá ir acompañada, dijo, con un Plan Nacional Intergrado de Energía y Clima 2021-2030 para sentar las bases de la transformación económica en las próximas décadas y cuyo borrador será enviado a Bruselas a finales de año. "No podemos dejar a su suerte a las personas", ha indicado. Todo ello con el fin de descarbonizar la economía desde una amplia participación e implicación de la sociedad, para colocar al ciudadano en el centro del modelo.

Para revertir esta situación, la ministra ha dicho que el Gobierno impulsará la incorporación real a las políticas las metas de Aichi sobre la Diversidad Biológica 2011-2010 y ha prometido que entre sus prioridades estará impulsar iniciativas mundiales, como la adopción de planes estratégicos en sectores como bosques o espacios forestales, preservar bancos genéticos o especies amenazadas.

Teresa Ribera, ministra de Transición Ecológica, ayer en el Congreso de los Diputados. En lo que a ellos se refiere, la ministra ha hablado de la necesidad de una "intervención inmediata" y ha hecho especial referencia a la amenaza que supone la contaminación por plástico. En este sentido, añadió que el Ejecutivo está trabajando para que pronto el primer parque nacional marino de España sea una realidad, ubicado en el Mar de las Calmas, en la isla de El Hierro.

Por otro lado, y ante los "deficientes y preocupantes" niveles de depuración de aguas residuales en nuestro país, el Ministerio diseñará un Plan Nacional de Depuración, Saneamiento, Eficiencia, Ahorro y Reutilización con el objetivo de garantizar una gestión sostenible basada en el ciclo integral del agua y aportar transparencia a los escenarios de gestión.

Finalmente, la ministra ha recordado que la Comisión Europea remitió en 2015 al Gobierno una lista de objeciones al contenido de los planes hidrológicos de las distintas demarcaciones hidrográficas y ha advertido que aún queda "un largo recorrido" para cumplir con la Directiva Marco de Agua.