Arrestan a dos afroamericanos en un Starbucks de Filadelfia

Starbucks se disculpó con los arrestados

Starbucks se disculpó con los arrestados

Un vocero de la empresa dice que Starbucks espera que la reunión se realice mientras el presidente ejecutivo está en Filadelfia esta semana.

Según afirma la policía, los hombres entraron y pidieron usar el baño, pero los dependientes del establecimiento se lo negaron al no haber consumido nada. A través de un video se evidenció como los funcionarios policiales intercambiaron algunas palabras con los hombres, quienes estaban sentados tranquilamente.

El lunes en el programa 'Good Morning America' de la cadena ABC, el director general de Starbucks, Kevin Johnson, reiteró que los arrestos eran "reprensibles" y dijo que esperaba reunirse con los dos afectados para discutir "una solución constructiva".

La policía no ha revelado la identidad de los dos hombres, quienes fueron liberados después de que la fiscalía local dijo que no había pruebas de que se hubiera cometido un delito.

Mientras los policías retiraban esposados a los dos jóvenes, otros clientes gritaban que no estaban haciendo nada malo.

Melissa DePino, quien publicó el video, escribió: "Llamaron a la policía porque estos hombres no habían ordenado nada".

En el video se ve a un hombre diciéndole a un policía que había quedado con los dos hombres en el lugar y preguntando qué hicieron para que la Policía tuviera que acudir.

Fuera de cámara se escucha a otras personas diciendo: "Ellos no hicieron nada".

Justo en el momento en que esto pasaba, llegó un tercer individuo que se identificó como Andrew Yaffe, quien dijo ser el amigo con el que los hombres afroamericanos se reunirían, sin embargo, esto no detuvo a los oficiales, ya que esposaron a éstos últimos y se los llevaron del lugar.

Ross dijo que los agentes "educadamente" les pidieron a los dos hombres que se fueran antes de finalmente arrestarlos.

Tras la gran cantidad de críticas, Starbucks, a través de su cuenta de Twitter, compartió un comunicado, donde se disculpó por lo sucedido. Nos lo tomamos en serio y claramente tenemos mucho trabajo que hacer cuando se trata de manejar incidentes dentro de las tiendas.

Robert Passikoff, presidente de una firma consultora con sede en Nueva York que investiga la lealtad de marca, dijo que compañías como Starbucks están en una situación difícil ya que intentan operar tanto como centros comunitarios como lugares donde se espera que las personas realicen una compra.