El invento perfecto: una impresora 3D de pizzas

NASA financia el desarrollo de un robot que imprime pizzas

NASA financia el desarrollo de un robot que imprime pizzas

El proyecto nació con la idea de reemplazar la comida liofilizada y preenvasada que comen los astronautas en situaciones de microgravedad con comida impresa en tres dimensiones.

Como se puede ver en el vídeo, la impresora 3D de pizza se conecta, como cualquier otra, a un ordenador que se encarga de enviarle todos los datos que necesita.

La razón de que la pizza sea uno de los primeros alimentos que se imprimen en 3D se debe a que su preparación funciona por capas, así que se adapta a la perfección al funcionamiento de la tecnología.

Este robot pertenece a la empresa estadounidense especialista en la impresión de alimentos 3D, BeeHex.

La historia de BeeHex es curiosa. Recientemente la compañía cerró una ronda de financiación de un millón de dólares para su despegue.

Inmediatamente, estos pasaran por la boquilla de la máquina que empieza a acumular pasta licuada, luego se agrega la salsa, los ingredientes del tipo de pizza y el queso fundido. La nueva impresora 3D podrá ser utilizada en vehículos espaciales o en la propia Estación Espacial Internacional. El elemento se imprimió en cilindros que luego se enfriaron durante 30 minutos y se pusieron en el refrigerador durante un día. Uno que incluso podría hacer que la dieta en el espacio cambie de sabores (y texturas).